link juice posicionamiento

Link Juice, repartir la fuerza de los enlaces

Es el momentode tocar un aspecto que tiene mucha presencia en el mundo del posicionamiento y el SEO, el Link Juice. Como siempre tenemos un termino de esos que tanto gusta a la gente de este mundo y que deberemos entender de cara a optimizar nuestro posicionamiento.

El Link Juice viene a entenderse como el proceso por el cual los enlaces salientes de una página web reparten la autoridad que esta posee entre las páginas a las que enlazan. ¿Fácil no? Bien, aquí acaba de entrar otro concepto más, la autoridad de una página, que podríamos entenderla como la importancia que esta página tiene para los buscadores. Siguiéndo un poco la analogía con la imagen de cabecera de esta artículo, tenemos como las páginas son esos cubos que se van llenando de agua (la autoridad) y estos tienen unos agujeros (que serían los enlaces) que reparten el agua que entra con otros cubos (el link juice) …. y así indefinida.

Así pues el Link Juice forma parte intrínseca de la naturaleza de internet, los enlaces, y de cara al posicionamiento deberíamos tener en cuenta algunos detalles para hacer un uso optimo. Así pues, vamos allá.

Reparte enlaces, pero con mesura

La naturaleza de internet está en los enlaces como hemos dicho. Así pues, es algo natural incluir enlaces a otras páginas web y de esa manera entra en juego el link juice. Ahora bien, debemos tener en cuenta que en ese proceso a la hora de repartir autoridad con los enlaces salientes, esta se reparte entre todos los enlaces existentes. Así pues si desde una página se enlazan dos páginas, el link juice se repartiría al 50%, si enlazamos tres páginas, la asignación de autoridad sería al 33%, y así sucesivamente. Así pues, para empezar, es importante controlar el número de enlaces que se incluyen en cada página si queremos que el efecto del link juice no quede completamente diluido.

Aquí es donde entra en juego esa etiqueta llamada nofollow que se incluye en los enlaces. Cuando le asignamos esa etiqueta a un enlace, estamos evitando que el linkjuice se reparta en ese enlace sin impedir al buscador que indexe el contenido. Algo muy habitual por ejemplo en los comentarios de los blogs o que convendría aplicar para algunos casos de enlaces como las políticas de cookies o avisos legales que incluyen las páginas.

Si no hay nada que repartir de poco sirve dejar que fluja el link juice

Como decíamos al principio, el link juice es el proceso por el cual un enlace reparte la autoridad de esa página con las páginas a las que enlaza, por lo que si hay poca autoridad que repartir de poco sirve añadir enlaces a otras páginas. Volviendo al ejemplo de los cubos, se entiende rápidamente, un cubo con poco agua poco podrá repartir entre otros cubos…. y más aún si ponemos a repartir entre muchos más cubos.

El link juice podremos entonces aprovecharlo mejor cuando lo estemos utilizando desde páginas con mayor autoridad y mejor posicionamiento. Por supuesto esto tendrá que ver con páginas que tengan un contenido de calidad y original, desde donde mayor importancia tienen esos enlaces.

¿Cuando aprovechar para hacer link juice?

Por supuesto que no sirve enlazar cualquier cosa, ni que nos enlacen de cualquier forma.Los buscadores valoran positivamente enlazar páginas con contenidos de calidad, así que no deberíamos tener miedo de enlazar contenidos que nos parezcan interesantes. También se valora que los contenidos entre las páginas enlazadas sean similares. A los buscadores les podría extrañar que enlacemos un sitio web que no tiene absolutamente nada que ver y de ahi que el link juice es más efectivo cuando hay similitud de contenidos.

La importancia de cuidar los enlaces

Bien y por ahora esto es todo sobre el link juice. La idea era dejar claro que uno no se puede limitar a incluir enlaces pensando que esa es la forma de proceder más beneficiosa para otros (aquellos a quienes enlazamos) y para nosotros (cuando nos enlazan o para nuestros enlaces internos). Así pues, con esto ya tenéis unas primeras nociones para analizar si vuestra estrategia de enlaces es la más adecuada o no.

Autoenlazado de URLs en WordPress

Si eres usuarios de WordPress seguro que te habrás percatado de algo que quizás no te guste, y es que WordPress cuando introducimos una URL en una entrada o comentario, dicha URL aparecerá como texto plano y no se convertirá automáticamente en un enlace. Lo cual podría incomodar a quienes visitan el blog al tener que verse obligados a copiar el texto de la url para luego llevarlo a la barra de direcciones y así acceder al citado enlace.

El motivo por lo que el equipo de desarrollo de este popular CMS ha decidido que sea así, es evitar los comentarios en los comentarios, aunque como decíamos esto también afecta al texto de las entradas y páginas creadas en el blog. Sin embargo hay forma de solucionar esto si así lo queremos. Es decir, que si queremos que automáticamente las URLs se conviertan en enlaces clickables podemos conseguirlo.

Para ello hay dos formas, una nos lleva a modificar el fichero formatting.php que estaría dentro del directorio wp-includes y donde nos encontramos la función make_clicable, que por defecto viene inactiva. No obstante, esta solución no es la más adecuada en muchos casos, pues las actualizaciones del CMS que afecten a este archivo tendrán como consecuencia la pérdida de dicha modificación y por tanto tendríamos que volver a realizarla cada vez que se generase un cambio de este tipo.

La segunda sería la utilización del plugin Auto Hyperlink Urls. Bastaría con instalarlo, y configurarlo para poder empezar a hacer que las URLs se conviertan en enlaces. Además tiene la ventaja de que nos permite configurar con gran facilidad varios aspectos como que los enlaces se abran en ventanas nuevas, o si el autoenlazado debería aplicarse además de a las entradas a los comentarios. Sin duda no podría ser más fácil.

Enlaces nofollow… ¿perjudican en el posicionamiento de una web?

seo posicionamientoLos enlaces nofollow son aquellos con los que le indicamos al buscador que no continúe la indexación. Es decir, que no continúe su proceso de escaneo de la web a partir de ese enlace. ¿Cuando se recomienda utilizar este tipo de enlaces? Según la propia Google deberían usarse en tres casos: cuando no se confía en el contenido al que apunta el enlace, cuando se trata de enlaces de pago o por motivos de priorización del rastreo. Esto hace que en muchas ocasiones, en el proceso de conseguir enlaces hacia nuestra web, se acaben por utilizar este tipo de enlaces nofollow. Ahora bien ¿perjudican este tipo de enlaces al posicionamiento?

Según Google no, siempre y cuando encaje dentro de algo lógico y no haya detrás una clara estrategia de SPAM. Así pues si se trata de una estrategia natural y con coherencia no deberíamos encontrarnos con problemas al respecto.

La importancia de obtener más clicks en nuestros enlaces

¿De que sirve tener el mejor producto, en la mejor tienda, con las mejores posibilidades si los clientes no entran? De nada ¿verdad? Pues en Internet sucede lo mismo, de nada sirve tener un buen contenido, interesante, que pueda ofrecer al usuario lo que necesita, si no llega al mismo. ¿Y como llega a nuestros contenidos? A través de los enlaces.

Ese es nuestro primer objetivo, los enlaces, y por supuesto necesitamos que se haga el mayor número posible de clicks para atraer la mayor cantidad posible de visitantes (y posibles clientes, compradores) a nuestro sitio web. Así pues es importante establecer una estrategia adecuada para generar enlaces a nuestro sitio web y en dicho proceso debemos tener muy en cuenta la plataforma en donde los incluimos, ya que sino podríamos estar expuestos a un fracaso estrepitoso.

Así pues, no será lo mismo, o la forma en que publicamos un enlace en una red social como los que aparecen en los buscadores. Y dentro de las redes sociales no es lo mismo Facebook, que Twitter o que Google+. Así pues debemos tener en cuenta el medio donde aparece nuestro enlace para tratar de asegurar que dicho enlace genera el mayor número posible de clicks.

Así por ejemplo para tratar de generar más clicks en Facebook deberemos tener muy en cuenta el alcance (es decir el número de personas que reciben nuestras publicaciones), ya que a mayor alcance mayores posibilidades de recibir un click. Una vez tengamos esto en cuenta deberemos tener muy en cuenta la interacción con nuestros seguidores, porque quizás tenga un mayor alcance una publicación de estado donde incluimos el link que una imagen o viceversa, así pues partiendo de este análisis decidiremos que es lo más adecuado y que más alcance tiene. Una vez tenemos claro que logramos el máximo alcance posible, tendremos en cuanta la forma en que se publica el enlace, siendo importante incluir llamadas a la acción delante del enlace. Twitter por su parte tiene un gran handicap relacionado con la instantaneidad de la red social. Es una red social mucho más dinámica y conviene analizar convenientemente las horas de publicación, así como tratar de aprovechar los trending topics para tratar de generar un mayor número de visualizaciones, que puedan generar los correspondientes clicks.

Por otro lado están los buscadores, momento en que las estretegias SEO y SEM entran en juego para el tema de los enlaces. Debemos tener convenientemente etiquetadas nuestras páginas, incluyendo descripciones que contribuyan a motivar a que el usuario haga click. También conviene tener muy en cuenta los títulos de nuestras páginas, de forma que si usamos títulos adecuados generaremos más posibilidades de que los usuarios hagan click en nuestros enlaces. Por supuesto, al respecto de los buscadores habría muchas más cosas que hablar, pero no es ahora el momento de abordarlas.

Todo esto no sirve de mucho, si al final no tenemos un contenido de calidad o un producto que se ajuste a lo que se ha tratado de referenciar con nuestro enlace, así pues si no cumplimos lo que el visitante espera nos encontraremos ante unos elevados índices de rebote.

Twitter reducirá el tamaño de los Tweets con enlaces

Twitter, red social de microbloggingA primeros del mes de diciembre, el equipo de desarrollo de Twitter informó que los tweets que contengan URL pasarán a tener una longitud máxima de 118 caracteres en el caso de enlaces con el protocolo HTTP y de 117 caracteres en el caso de enlaces con protocolo HTTPS. ¿El motivo? Pues bien, esta reducción es debida a que los enlaces acortados con el servicio t.co pasarán a tener 22 caracteres (o 23 en el caso de protocolo HTTPS) aumentando en dos con respecto a la situación anterior.

De esta forma, los usuarios tendrán que aprender a condensar aún un poco más sus mensajes dentro de la plataforma de microblogging, y también los desarrolladores tendrán que actualizar sus aplicaciones para que funcionen correctamente. Este cambio tendrá efecto completamente a partir del 20 de febrero de 2013, dando así tiempo a que se adapten las aplicaciones.

¿Será mejor o peor? Pues bien, aunque de mano, habrá quienes crean que esa reducción de dos caracteres en la longitud máxima podría afectar al uso de la red social, esa mayor longitud aplicada a los enlaces, tratará de contribuir a mejorar la seguridad de los enlaces, intentando así, evitar posibles engaños como ya se ha hecho en otras ocasiones.

¿Importa la posición de los enlaces dentro de los tweets?

Si bien, es una costumbre casi preestablecida, que los enlaces dentro de los Tweets se colocan al final de estos, esa puede que quizás no sea la mejor opción y deberíamos replantearnos este principio. Al menos así lo revela un estudio realizado por Dan Zarrella donde se nos muestra un mapa de calor con las posiciones donde más clicks se hacen de los enlaces incluidos. Para ello empleo la API de uno de los servicios de acortamiento de enlaces más habituales en la red social bit.ly, y sobre una muestra de 200.000 tweets aleatorios, hizo el estudio. Si nos fijamos en la imagen que nos pone, veremos que aunque los enlaces suponen una gran parte del propio Tweet, cuando están situados de la mitad hacia el principio suelen tener mejor aceptación.

 

Twitter añade un acortador de URLs automático

TwitterEn la plataforma de microbloging Twitter el espacio siempre ha sido un problema. Solo tenemos 140 caracteres para escribir y cuando a veces nos encontramos con la necesidad de publicar un enlace, este viene a comerse la payor parte de esos 140 caracteres haciendo que a veces los mensajes tengan casi que ser crípticos. Para solucionarlo muchos optaban por servicios acortadores de URLs externos con los que reducían el número de caracteres de los enlaces que publicaban. Pues bien a partir de ahora los usuarios de Twitter no necesitarán recurrir a servicios externos, sino que la red social incorpora su propio servicio automatizado que convierte automáticamente las URLs a una longitud máxima de 19 caracteres, ahorrandonos a veces más de un quebradero de cabeza. El servicio además permitirá evitar problemas con las URLs fraudulentas, que tanta fama han adquirido en ciertos ataques masivos realizados a través de las redes sociales, ya que permitirá filtrar los enlaces maliciosos mostrandonos un mensaje de aviso en caso de detectar uno de esos enlaces. Sin duda una buena novedad que esperemos pronto se extienda a todas las cuentas ya que contribuye a mejorar la seguridad de la red social y además facilita su utilización a los usuarios.