seo-y-sem
Entendiendo el corto y el largo plazo en el posicionamiento de tu web

Cuando uno recibe un encargo para realizar una página web, una de las cosas que más repiten los clientes casi antes de decidir objetivos y diseño es que quieren aparecer los primeros en los resultados de búsquedas de Google. Sin duda hoy en día se ha convertido casi en una obsesión el tema del posicionamiento y es por eso que a veces se pueden generar expectativas complicadas de cumplir al menos en cuestión de plazos.

Y es que no es raro que llegue alguien esperando aparecer en los primeros resultados de búsqueda de Google a la semana de empezar. !! Error !! Eso es algo que excepto en casos muy concretos es complicado de alcanzar para cualquier proyecto en un plazo de tiempo tan corto. Y es que cuando nos planteamos el posicionamiento de la web, debemos tener bien claros los plazos de tiempo de cara a las expectativas que podemos tener para obtener tráfico (que a fin de cuentas es el objetivo de posicionarnos bien).

En el corto plazo Pago Por Click (SEM)

Si queremos obtener resultados rápidos y efectivos en un plazo de tiempo relativamente corto, sin duda la mejor alternativa es crear una campaña de publicidad online de pago por click (que es lo que se conoce habitualmente como SEM). Es la forma más rápida de obtener tráfico «cualificado» a nuestro sitio web. Seguramente un mix en buscadores y redes sociales sea la mejor opción para lanzar esa campaña que nos garantizará empezar a recibir visitas de usuarios «interesados» en nuestra propuesta.

También podemos emplear alguna estrategia de promoción en otros sitios web (blogs, prensa, …) mediante campañas de banners patrocinados o artículos promocionados. En este caso nos conviene realizar una adecuada selección de los sitios web donde realizaremos esa inversión de forma que el público objetivo de nuestra propuesta también pueda encajar con la de esos sitios seleccionados.

A medio plazo, posicionamiento orgánico (SEO)

Antes hemos pensado en los resultados a corto plazo, pero cuando tras descorchar la botella la espuma ya no está, nos interesa que la cosa siga llamando la atención de los usuarios y así lograr seguir atrayendo tráfico a nuestro sitio web. Es esta quizás la parte más trabajosa, pero en el medio largo plazo es la que más provecho nos proporcionará.

A partir de este momento es cuando entraremos a trabajar en nuestra estrategia de contenidos o de linkbuilding. Tendremos que emplear convenientemente las redes sociales, conseguir tráfico de referencia desde otras webs, trabajar nuestra newsletter… Y todo ello buscando enganchar a los usuarios para lograr el ansiado objetivo de un buen tráfico directo. Es decir, aquellos usuarios que ya nos conocen, que entran directamente en nuestra página web y a quienes ya no necesitamos atraer, solo seguir manteniendo fieles. Esta es la clave del medio-largo plazo.

El mix perfecto

Así pues, la idea que debería quedarnos clara es que dependiendo del límite temporal que nos planteemos deberemos potenciar más una u otra estrategia. Pero deberemos tener bien claro que en la mayoría de casos se trata de una carrera de fondo y no sirve de nada, gastar todos los esfuerzos al principio si no logramos retener energías para llegar a la meta final. Así pues, mientras que al principio es probable que debamos dedicar una mayor cantidad de recursos en estrategias SEM, progresivamente estas deberían dar paso a las estrategias SEO. Y siempre teniendo en mente que podremos requerir de las primeras para lanzamientos puntuales o para reactivar el tráfico si lo estimamos necesario. El mix perfecto depende de cada proyecto concreto, pero lo importante es tener siempre claro el plazo que tenemos marcado en mente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.