Elegir un buen hosting un importante paso para evitar el fracaso en un proyecto online

Cuando uno se plantea iniciar un proyecto online, entre otros muchos elementos tiene que tomar una decisión al respecto del hosting (o alojamiento para los que les gusta de usar la lengua cervantina). Este aspecto, el del hosting, normalmente por desconocimiento suele tenerse en poca consideración, y el principal criterio para su elección suele ser el del precio. Así pues muchas veces se opta por elegir la opción más económica y listo, sin tener en cuenta muchos otros aspectos.

Error. El hosting, será el núcleo sobre el cual irá montado nuestro proyecto online, con lo cual realizar una mala elección puede redundar en una mala experiencia general. Y es que si pensamos una analogía con los coches, el hosting vendría a ser como el motor, mientras que el resto (el CMS y la página en si) sería la carrocería. Si tenemos un motor malo, da igual que pongamos una buena carrocería que ese coche no alcanzará las expectativas. Por otro lado, si tenemos un buen motor pero una carrocería desastrosa, podríamos hacer que la gente se aleje simplemente con verlo, sin probar las bondades de nuestro motor. Creo que esta analogía es bastante autoexplicativa.

Así pues debemos tener en bastante consideración la elección del hosting, ya que de el depende el rendimiento de la web. Así pues un mal rendimiento podría perjudicar a nuestros visitantes que impacientes por tiempos de carga lentos se vayan a la competencia. Si hay un número de errores de servidor elevados, nuestro posicionamiento en buscadores podría verse seriamente perjudicado. Y finalmente hay imprevistos, que dependiendo de donde tengamos contratado el hosting tendrán una mejor o peor solución.

HostingPor otro lado, cuando se realiza la contratación de un hosting/alojamiento se tiende a pensar en el corto plazo, error. Ya que eso nos lleva a contratar paquetes demasiado ajustados y que a largo plazo no serán suficientes, lo cual puede causar extraños incidentes al superarse cuotas de tráfico. También es importante donde esta localizado el servidor, ya que las latencias de acceso pueden perjudicar en el posicionamiento, además de que hay que tener en cuenta la ley de protección de datos si movemos nuestros datos al extranjero. También hay que tener en cuenta que de cara a mejorar las latencias, el dominio y el hosting conviene que estén contratados en el mismo proveedor, aunque siempre se puede optar por buscar opciones en sitios diferentes, no obstante una elección conjunta facilitará la puesta en marcha del proyecto.

Por tanto, no dejéis al azar esta decisión, es un punto muy destacado que determinará el devenir de vuestro proyecto online de la misma forma que pueda hacerlo un buen diseño.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.