Windows 10 renovarse o morir

windows-7-logoEl lanzamiento de la nueva versión del sistema operativo Windows está cada vez más próxima. Concretamente está previsto que este verano de 2015 llegue a 190 mercados distintos y estará disponible en hasta 111 idiomas. Esta nueva versión viene con una clara consigna «renovarse o morir» y no quizás porque en Microsoft se lo hayan planteado, sino porque el propio mercado es lo que le está exigiendo a los de Redmon.

Y es que con el auge de dispositivos móviles, Windows ha ido quedando relegado a un segundo plano en detrimento de plataformas como iOs o Android. De la misma forma Windows Phone no ha logrado despegar, y es ahora cuando llega Windows 10, que plantea unificar en un sistema operativo una versión para ordenadores y para dispositivos móviles como medio para combatir estos problemas.

Pero no solo tendremos esto como novedad, en Windows 10 se empezará a vislumbrar el adiós definitivo a Internet Explorer en detrimento del nuevo navegador Spartan. Navegador que por otro lado se integrará con el asistente de voz Cortana, que supondrá la llegada por primera vez de un asistente de voz de este tipo a un sistema operativo para equipos de escritorio. Y muchas más funcionalidades que ahora no vamos a detallar…

Solo mencionar dos últimos detalles que demuestran que Microsoft está en plena «renovación». Una es que Microsoft incluirá por primera vez un sistema de actualizaciones basado en P2P y que han logrado reducir aún más el tamaño ocupado por el sistema operativo. En cuanto a lo segundo, responde seguramente al hecho de estar pensado tanto para ordenadores como para dispositivos móviles, y es que si bien en los primeros los problemas de espacio no son tan acuciantes, en los telefonos con memorias de menor tamaño es un factor determinante. ¿Acaso no habéis sufrido alguna vez en vuestras carnes el comprar un teléfono con XGB de memoria y ver que simplemente nada más arrancarlo, ya se ha comido el sistema operativo y las aplicaciones preinstaladas el 50% del espacio? El tema del P2P es algo quizás más inesperado, pero pone sobre la mesa el hecho de la importancia de ofrecer un sistema robusto para garantizar que las actualizaciones puedan llegar a los usuarios. Y es que ha quedado demostrado en más de una ocasión que los lanzamientos de nuevas actualizaciones importantes de los sistemas operativos son capaces de saturar cualquier datacenter que se ponga por medio.

¿Bastará todo esto para lograr que Windows 10 lave la cara de Microsoft?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.