Consejos para evitar la pesada broma de los virus

Ayer se celebró el famoso día de los inocentes, día en el que hacer una broma no está mal visto, es más es casi obligatorio. Pues bien, a veces hay bromas de mal gusto o muy pesadas, y en el caso de los ordenadores me refiero a los virus, troyanos y demás malware que se dedica a infectar miles de ordenadores por todo el mundo. Pero en este caso, dichas «bromas» son en muchos casos producto de un mal uso de los que se sientan tras el ordenador. Cierto es que muchas veces, la infección de nuestro ordenador por uno de estos programas nos pasa desadvertida pero eso no nos disculpa. Y es que existen muchas cosas que podríamos hacer los usuarios por evitar la infección de nuestros ordenadores.

Así es, quizás suene un poco duro, pero es cierto que un gran porcentaje de las infecciones de virus, malware y otras amenazas tienen su causa en una mala utilización del ordenador. Pero por suerte, llevando a cabo una serie de acciones podemos minimizar dichas infecciones. A continuación os exponemos una pequeña lista de acciones a llevar a cabo para tratar de evitarlas, que aunque en algunos casos podrían parecer cosas evidentes, muchas veces nos olvidamos de ellas:

  • Tener siempre actualizado nuestro sistema operativo. Muchas veces los sistemas operativos presentan fallos que pueden ser aprovechados por el software malicioso para infectar nuestro ordenador. Por suerte, los sistemas operativos suelen recibir un mantenimiento y dichos fallos se van corrigiendo progresivamente a medida que se detectan, así pues
  • Tener instalado y actualizado un programa antivirus. Es imprescindible tener un software antivirus que nos proteja de las posibles infecciones de virus y similares. En este sentido existen varias opciones desde un simple antivirus, hasta soluciones que incluyen un firewall y protección contra troyanos (los llamados Internet Security).
  • Vigilar el correo electrónico. Sin duda una de las principales fuentes de infecciones es el correo electrónico. Conviene ser cuidadoso a la hora de abrir correros, procurando no abrir nunca correos de desconocidos, vigilando posibles enlaces incluidos en los correos que pueden llevarnos a páginas maliciosas o a programas infectados y procurando analizar cualquier archivo adjunto que descarguemos antes de abrirlo.
  • Las memorias USB son otro foco importante para las infecciones. Muchos programas maliciosos insertan en ellas un código que se aprovecha de las opciones de autoejecución del SO para infectar el ordenador donde se conectan. Para evitarlo, conviene por un lado desactivar las opciones de autoejecución y por otro analizar nuestras memorias USB siempre que las hayamos conectado a otro ordenador distinto al nuestro.
  • Intentar navegar por páginas seguras. Hoy en día, es posible que a través de páginas web se infecte nuestro ordenador por medio de la ejecución de ActiveX y otras formas. Cuando navegamos, debemos ser cuidadosos de la misma forma que en la vida real nos cuidamos de acudir a determinados sitios porque tienen mala reputación. Cierto es que debido a ataques de Hackers una página de una institución por ejemplo podría ser objeto de una infección que afectase a sus visitantes, pero siempre es menos probable que eso suceda. De igual forma, cuando una página nos pida instalar algún componente debemos leer atentamente lo que se quiere instalar y en caso de duda es siempre mejor decir que no.
  • Cuidado con los programas que se instalan en el ordenador. Es importante intentar instalar siempre programas que sepamos proceden de una fuente segura, ya que de esa forma evitamos que dichos programas puedan incluir algún invitado indeseado en forma de virus u otro malware. De la misma forma que recomendamos analizar con nuestro antivirus los adjuntos del correo, en el caso de programas descargados de internet debemos ser aún más cuidadosos y debemos analizarlos siempre en busca de virus o posibles amenazas para así ahorrarnos preocupaciones.
  • Cuidado con el P2P. Si descargamos cosas mediante programas P2P debemos extremar el cuidado y es que no siempre es oro todo lo que reluce. Debemos revisar los comentarios de otros usuarios, revisar las extensiones de los archivos, y sobre todo no fiarnos volviendo a hacer un uso intensivo del programa antivirus que tengamos instalado en nuestro ordenador. Por supuesto, esto no quiere decir que en las redes de descarga todo sean problemas, pero si que es cierto que la experiencia nos dice que los ordenadores donde se utilizan de forma intensiva estos programas acostumbran a tener más problemas con virus y programas maliciosos que los que no los tienen.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.